Expertos vinculados al bienestar, dermatólogos y profesionales de la salud ven con preocupación que los cuidados personales desciendan a medida que el trabajo en casa se va volviendo una constante.

No salir de casa bajo ninguna circunstancia se puede entender como si debemos cuidarnos menos. Expertos vinculados al bienestar, dermatólogos y profesionales de la salud ven con preocupación que los cuidados personales desciendan a medida que el trabajo en casa se va volviendo una constante. Sin ir por la parte trillada de que una piel sana también forma parte de nuestra carta de presentación, personal branding, etc; más allá de todo deberíamos recordar que limpiar tu rostro muchas veces es el primer paso para limpiar un sinnúmero de impurezas o no tan buenos momentos que hayas podido tener en el día. 

 

Es tiempo de recuperar ese espacio tan nuestro y vivirlo sin apuro. Mírate al espejo, contempla lo que eres, conversa contigo, reflexiona sobre tu día y empieza tu ritual de limpieza. Sabemos que han sido meses difíciles para miles de personas, sabemos que el síndrome de burnout está ahora más presente que nunca, sabemos de todas las nuevas preocupaciones heredadas de este 2020 tan atípico. Sin embargo, también creemos que es momento de reconocer el poder del cuidado personal por los efectos positivos que conectan y armonizan automáticamente nuestro exterior e interior. 

 

En un mundo lleno de manuales sobre cómo hacer las cosas, creemos que la rutina perfecta es la que tú diseñas y se ajusta más a tu estilo o necesidades. Dile adiós a las impurezas del homeoffice con tu Agua de Rosas o también regálate la oportunidad de consentir tu piel con el Gel Exfoliante Mate. Bonus! Si quieres hacer que el brillo de tu piel desaparezca en todas las videollamadas, usa la Crema Facial Efecto Mate. Deja tu piel en manos de expertos, deja tu piel en manos de Nivea.