portada-manual
¿Por qué exponer tanto a un tercero si mañana podrías ser tú? Aprendamos a decir no me interesa, no me compartas, por favor no difundas.

Sí, el que todos deberíamos leer

Quejarnos de la existencia de las redes sociales es como llorar sobre la leche derramada. ¿Por qué? Porque están ahí, hay generaciones que ya nacen con ellas, no van a desaparecer, van a evolucionar y nosotros querramos o no tendremos que evolucionar con ellas. En realidad, satanizarlas no sirve de nada, es gastar energías de gratis. Sin embargo, no podemos perder nuestro sentido crítico frente a lo que nos rodea diariamente.

Si hay algo que debemos aplaudirle a las redes es la capacidad de volver visible lo que en otro momento hubiera pasado desapercibido. Cuántas injusticias no han quedado impunes gracias a una publicación en Instagram. Cuántos casos han salido a la luz y cuánta información ha llegado a nosotros a través de Twitter. Cuántas personas han recibido donaciones y cuántas buenas acciones se han podido realizar por publicaciones en Facebook. Pero no, no todo es color de rosa.

Al parecer necesitamos un manual para manejar las redes sociales, ¡un manual de sentido común! Aunque nos parezca gracioso a las comunidades digitales les hacen falta usualmente unas cuantas neuronas de respeto, inteligencia y tolerancia. Con qué ligereza se comparte y con qué dureza se critica o se hace bullying de un desconocido.

1. No compartas una foto comprometedora de un tercero, mañana podría ser alguien que tú conoces.

2. No le des share a la pelea de dos chicos en estado etílico, ¿y si fueran tus hermanos?

3. No te mofes de la vergüenza ajena, imagina si eso le pasara a tu hija.

4. No emitas juicios de valor si no tienes fuentes, ¿cómo te sentirías al ser acusado sin pruebas?

¿Por qué exponer tanto a un tercero si mañana podrías ser tú? Aprendamos a decir no me interesa, no me compartas, por favor no difundas. Sin mucho esfuerzo estaremos construyendo una sociedad mejor. Lo que para nosotros puede ser algo gracioso, para un tercero puede significar problemas en su familia, perder su trabajo o vivir bajo una etiqueta el resto de su vida. Que desde ahora lo único que compartamos con rapidez sean las noticias positivas. ¿Asumes el desafío?

FP

Escrito por:
Paula Lanata Cedeño
Politóloga que aprendió a escribir bajo los efectos de las caipirinhas. Puedes encontrar mis trabajos en www.paulalanata.com

FP

Escrito por:
Paula Lanata Cedeño
Politóloga que aprendió a escribir bajo los efectos de las caipirinhas. Puedes encontrar mis trabajos en www.paulalanata.com

Dejar un comentario

popup-frase
* Campos requeridos