Portada
Te recomendamos visitar un nuevo espacio de teatro y una entretenida obra.

No te pierdas la obra “A Ciegas” en Pop Up Teatro Café. Te contamos nuestra experiencia.

LA CASA

Pop Up Teatro Café es un nuevo espacio en la ciudad para disfrutar de obras de corta duración. La propuesta nace del actor Ricardo Velasteguí, quien busca contribuir a la expansión de este formato que está tomando popularidad en Guayaquil.

Lacasa

Nos aventuramos a llegar sin conocer mucho al respecto y nos dejamos sorprender por la vibra de la casa; moderna y con mucha vida. Se puede disfrutar de obras en 5 salas distintas, y la variedad de géneros ofrece opciones interesantes y motiva a armar un plan para verlas todas.

El espacio está ambientado principalmente como para encuentros con amigos. La cafetería tiene un menú atractivo y buenos precios. Se puede disfrutar de quiches, tartas, piqueos, cerveza, vino, sangría, y cocteles de especialidad con el toque de la casa. Recomendamos la tarta de espinaca, que probamos mientras esperábamos ingresar a la obra ‘A Ciegas.´

Instagram: Pop Up Cafe

LA OBRA

Vimos ‘A Ciegas’, una obra con la actuación de Frances Swett y Carlos Mena, quienes dirigidos por Montse Serra, ofrecieron una experiencia encantadora para los asistentes.

Laobra

Nos recibió una sala ambientada como restaurante italiano, donde un dandy llamado Duke (Carlos Mena ) esperaba a su cita mientras ostenta leer. Frances Swett encarna a Loli, quien ilumina la habitación con su entrada y deja perplejo al personaje de Mena, un seductor que parece haber encontrado un reto de lo más difícil. Lo que sigue, es una exploración de los juegos de las primeras citas, un repertorio de lo que decidimos mostrarle a otro al momento de conocerlo. Esto es caracterizado por ambos actores con una buena dosis de seducción, humor, y reflexión. La química de ambos es fabulosa y nos coloca de lleno en la historia.

A ciegas nos muestra la complicada dinámica de dejarnos ver como humanos vulnerables, la necesidad de protegernos debido a un temor proveniente del rechazo y de las experiencias previas. Nos vemos reflejados en las inseguridades de sus personajes y en sus más puros deseos. Es gratificante que, en casi 20 minutos, se logre transmitir lo que significa auto-revelarnos y darnos un paseo por el mundo interior que exponen Loli y Duke. La obra toca fibras de una manera ingeniosa y nos deja pensando en nuestras propias vivencias. No te la pierdas.

En cartelera hasta: 16 de Julio.

Valor: $5

Horario: Miércoles a Sábado a las 20h00.

Foto portada cortesía de El Tiatro”.

Dejar un comentario