portada
El estrés y la rutina son una combinación peligrosa que nos puede llevar a la desmotivación.

El estrés y la rutina son una combinación peligrosa que nos puede llevar a la desmotivación. Entre las peores sensaciones que existen seguramente está el salir de la oficina después de ocho horas y sentir que el día absorbió tus energías sin generarte mayor satisfacción. Si estás en un mood piloto automático te invitamos leer las siguientes recomendaciones para recuperar la motivación en el trabajo.

Reconoce lo que has alcanzado

Siempre es bueno mirar hacia atrás y apreciar tus avances o logros. A veces, tendemos a minimizar las cosas por creer que cualquiera puede lograrlo. Reconozcamos nuestro trabajo porque es el fruto de sacrificio y tiempo invertido.

Intenta descubrir un porqué

Hagamos un examen interior y analicemos las distintas variables que podrían causarnos insatisfacción. Una vez descubiertas propongamos soluciones o al menos ideas paliativas. Llorar sobre la leche derramada no sirve de nada.

Planifica tu tiempo

Tampoco somos máquinas atadas siempre al trabajo. Planifica tu tiempo, evita llevar pendientes a la casa, enfócate cuando estés en tus horas de oficina y separa momentos para ti. El tiempo de ocio bien aprovechado puede abrirle las puertas a nuevas actividades que tal vez pensábamos serían imposibles de realizar. Si estás motivado o ilusionado con algo diferente seguro tu rendimiento en trabajo también será distinto.

Innova en lo que puedas

Organiza de otra manera tu escritorio, establece prioridades o arma un playlist diferente. Hay pequeñas cosas que sin duda pueden darnos un respiro para no terminar ahogados en la monotonía.

Explora nuevas opciones

Tu vida está lista para los cambios que quieras darle. Recuerda antes de tomar decisiones drásticas analizar aquello que ganas y aquello que pierdes; a veces son la clave para decisiones más fructíferas. Estés donde estés, no olvides practicar la gratitud contigo mismo y aprovechar el sitio hasta el cual has llegado. A fin de cuentas, el camino lo vas haciendo tú. 

Escrito por: Redacción Awake

Dejar un comentario

popup-frase
* Campos requeridos