pasion-compressor
El mundo está repleto de irresponsables –y hasta se podría decir mediocres– que venden humo.

El mundo está repleto de irresponsables –y hasta se podría decir mediocres– que venden humo. Más de una vez nos hemos encontrado con frases o recomendaciones de conferencistas que hablan de un mundo laboral idílico en el cual solo necesitas seguir tu pasión por algo para ser feliz o exitoso. ¡Grave error! La pasión debe ser entendida como un referente al tomar decisiones, pero no deber el único argumento sobre el cual decides. Seamos conscientes, la pasión a veces no es suficiente para pagar las cuentas o para ser un profesional competitivo.

Que te guíes solo por tu pasión es una de las peores recomendaciones que alguien te puede dar si estás por tomar alguna decisión trascendental en tu vida. Por favor, quítalo de tu mente y no sigas propagando el mensaje. El trabajo que realices, sin importar cuál sea, no estará exento de noches sin dormir o estrés. No, no importa que tanta pasión tengas por lo que realizas; no hay secreto, poción mágica y tampoco milagro que nos cure de los tropiezos naturales que tendremos que enfrentar.

El emprendedor, el que escogió una carrera nueva o el que escogió una profesión con alta oferta sabe que los desafíos no desaparecen por sentir que tienes pasión por algo. Incluso, cuando trabajas en un área que amas llegas a trabajar el doble, aprendes más cosas de lo que pensabas y hasta puedes llegar a incursionar en nuevos espacios. No sigamos con esa mentira de ‘trabaja en algo que amas y no trabajarás ni un día de tu vida’ porque la pasión es un complemento y no un ticket sin escalas hacia el éxito.

IMG-1547

Escrito por:
Paula Lanata Cedeño.
Politóloga en proceso. Creativa, pastelera y planner.

IMG-1547

Escrito por:
Paula Lanata Cedeño.
Politóloga en proceso. Creativa, pastelera y planner.

Dejar un comentario

popup-frase
* Campos requeridos