Portada
Conoce a las pioneras en instituir Empresas B localmente.

Mariuxi Villacrés y Belén Pástor, son las fundadoras de Coinnovar, una entidad que está cambiando la concepción de la empresa como la conocemos.

Foto

Balancear la vida personal y profesional, es una búsqueda constante en nuestras vidas. Para Mariuxi y Belén, la pasión por crear cambios y la inconformidad con lo establecido, las llevó a potenciar su formación en comunicación social y marketing. Ambas se cuestionaron el propósito de sus carreras y cómo se conectaba con el de sus vidas, fue así como descubrieron que querían hacer más, y que sobre todo, podían, ya que su aprendizaje en el mundo empresarial fue muy fructífero.

Creemos que las empresas pueden ser un motor de cambio más poderoso si se centran en las personas y se comprometen a aportar ante problemas sociales o ambientales.

Así en el 2014, fundaron su propia empresa con el fin de crear cambios positivos en las personas y organizaciones, que no siempre están conscientes de su potencial de ser agentes de cambio, ya que no cuentan con las oportunidades o habilidades para lograrlo de manera efectiva. El propósito de COINNOVAR es activar y conectar a los agentes cambio para co-crear las soluciones que necesiten las sociedades.

 

EL NUEVO ROL DEL EMPRENDEDOR Y LAS EMPRESAS B

Un emprendedor crea una nueva realidad en su entorno; un cambio que surge desde una idea, que luego se transforma en un negocio u organización que impacta en la vida de las personas.

Las empresas B son aquellas buscan dar soluciones a un problema social o ambiental utilizando las fuerzas del mercado. Estas empresas redefinen el sentido del éxito empresarial porque no se miden solo por su rentabilidad económica, sino que también y con la misma fuerza miden su rentabilidad social y ambiental.

 

CÓMO ADOPTAR ESTA FILOSOFÍA

La clave está en darnos cuenta que no son 2 cosas separadas. Cuidar al medio ambiente no es un asunto interno en la empresa. La empresa está en el mundo, entonces no es algo externo u opcional.  Así como educamos a nuestros hijos a no botar basura en la calle, no podemos como empresarios botar los desperdicios a un río.  Debemos recuperar la coherencia. Ese es el desafío real y un legado tan importante como el económico.

Debemos recuperar la coherencia. Ese es el desafío real y un legado tan importante como el económico.

1 Comentario

  1. Felicitaciones de corazón para Belén y Mariuxi. Dos emprendedoras de Guayaquil que persiguen con pasión su sueño y a la vez crean valor para otros emprendedores y para la sociedad

Dejar un comentario